Marcelina ha sido amordazada

¿Qué pasa cuando te amordazan?
Que no puedes hablar.
¿Qué pasa cuando no puedes hablar?
Que no puedes expresar libremente tus pensamientos.
¿Qué pasa cuando no te puedes expresar libremente?
Que no eres libre…

Si os dijera que los tiempos de la censura ya quedaron atrás y que sólo forman parte del recuerdo o que la universidad es una fuente de librepensantes y un medio abierto, tolerante y diverso, me creeríais. Bueno, aunque alguno soltaría una risita sarcástica y pensaría para sus adentros ‘Ojalá’. Porque al menos esto es lo que debería ser en los tiempos que corren (que ya estamos hablando del s. XXI…) y en el país en el que nos encontramos (estado social y democrático de Derecho).

Pero parece ser que es verdad que del dicho al hecho hay un trecho y prueba de ello es que en tal lugar como la Facultad de Ciencias de la Información de la UCM, la censura ha vuelto y no se ha andado precisamente con chiquitas. Resulta paradójico pensar que una facultad justamente de información ponga trabas a la libre comunicación y expresión de las ideas.

Merche era una trabajadora de la limpieza de este centro (y sí, he dicho era) y tenía un blog (sí, he dicho tenía) llamado ‘Desde el mocho de Marcelina’. En este blog personal Merche dio vida a Marcelina, una tortuguita de trapo que encontró abandonada en una de las aulas de la facultad, y a través de ella expresó diversas opiniones. Opiniones que al parecer no debieron de gustar a alguien lo suficientemente importante ahí dentro y acabaron propiciando el cierre de dicho blog. Si bien es cierto que la situación anda algo candente en temas universitarios con el controvertido Plan Bolonia, ¿qué podría decir una simple tortuga para que la amordazaran sin piedad de la noche a la mañana?

No lo sé, pero Marcelina perdió su blog y Merche su puesto de trabajo (bueno, fue trasladada a otro centro donde su mocho irreverente no pudiera alcanzarles).

A mí particularmente me sorprende bastante que puedan censurar un blog de esta manera y creí que esto sería algo cuando menos ilegal y poco común pero, una vez más, no te acostarás sin saber una cosa más. En el año 2007 se aprobó una ley de Medidas de Impulso de la Sociedad de la Información, que viene a decir que cualquier persona competente (partidos políticos, administraciones, ¿universidades?…) puede cerrar una web cuando el contenido no sea de su agrado y solicitándoselo “amablemente” al autor de la misma. (Un poco más y mejor contado en: http://www.internautas.org/html/4569.html)

Pero bueno, Marcelina parece ser una tortuga valiente y no se ha callado, así que si googleáis un poco daréis con ella fácilmente. Y aunque yo no soy nadie importante y apenas me lee gente, quizás algún día tenga que decir algo así como:

Este blog se censurará autodestruirá en 5 segundos.

5
.
.
.
4
.
.
.
3
.
.
.
2
.
.
.
1
.
.
.